martes, 16 de julio de 2019

Discurso provida y pro familia de una diputada italiana


No puedo estar más de acuerdo

50. Estar a las duras y a las maduras

Este dicho me resulta doloroso porque me da la impresión de que en la vida me han tocado más las duras que las maduras. No sé por qué será. Supongo que tiene algún sentido, que Dios te pone pruebas para hacerte más fuerte. De mi niñez ya sabéis que la pasé muy sola y encerrada en mis libros. En la adolescencia no me fue mucho mejor. Apenas tuve amigos. Luego me casé y me pasé veinte años criando niños, y ahora que ya no lo son me encuentro otra vez sola. Digamos que mi historia no es muy apasionante. Lo raro es que se me ocurra algo que escribir todavía.

Intenté ser estudiante y no me concentraba, intenté ser secretaria y era demasiado despistada, intenté ser un buen ama de casa pero no tengo fuerza de voluntad. Como madre hice lo que pude. Supongo que yo sí que he estado a las duras y las maduras, eso sí, nunca me he escaqueado de mis obligaciones. No importa que estuviera cansada, enferma o desanimada, que siempre ha habido ropa limpia y un plato en la mesa, aunque no fuera una delicia. Mi sentido del deber es lo que me ha sostenido todos estos años en toda circunstancia.

lunes, 15 de julio de 2019

49. Escurrir el bulto

Parece ser que es un frase taurina que se refiere a eludir al toro. Yo soy absolutamente antitaurina, aunque ya sé que es un negocio que mueve millones de euros y por eso resulta difícil de desmantelar. Escurrir el bulto significa eludir tus obligaciones. Yo soy vaga por naturaleza pero no escurro el bulto. Lo que hay que hacer lo hago, antes o después, pero lo hago. Cuando terminé mis estudios podía haber perdido el tiempo estudiando alguna carrera sin salidas laborales claras, pero preferí hacerme secretaria para ganarme la vida cuanto antes.

Tenía muy claro que había que labrarse un futuro, ya fuera en la universidad o en labores más manuales, pero no entraba en mis planes quedarme en casa esperando que alguien me resolviera la vida. Luego resultó que dejé de trabajar y me quedé con mis hijos aunque no lo tenía previsto. Decidí dedicarme plenamente a la familia. El caso es hacer algo. Escurrir el bulto no va con mi manera de ser. Ahora tampoco, cuando se trata de defender mis ideas, podría Irme por las ramas y hablar de otras cosas, pero yo siempre Voy al grano. No sé hacerlo de otra manera.

jueves, 11 de julio de 2019

48. Echar con cajas destempladas

Es un dicho muy curioso de origen militar. Parece ser que cuando alguien hacía algo deshonroso, lo echaban del campamento, acompañando su salida con el sonido de tambores desafinados. Eso debía ser muy vergonzoso en aquellos tiempos en que había sentido del honor. Hoy les daría lo mismo. Parece mentira que el honor lo haya sido todo durante tantos siglos y ahora no signifique nada. Echar con cajas destempladas significa de mala manera, con gritos y gestos. Es algo desagradable de ver y más de vivir.

Yo, la verdad es que huyo de las escenas, tal vez por haber vivido demasiadas cuando era pequeña. No me gustan los enfrentamientos y los rehúyo siempre que puedo. Especialmente me horrorizan los que tienen que ver con el tráfico porque la gente se pone muy violenta con nada. Me recuerda un episodio de Disney en que Goofy se subía en un coche y se convertía en un ser antisocial, una especie de dr. Jekill y mr. Hyde. Me temo que le pasa a mucha gente, a los que nunca te imaginarías en esa tesitura y sin embargo es así.

miércoles, 10 de julio de 2019

47. Echar toda la carne al asador

Significa Dar el todo por el todo, es decir lanzarse a una causa o entregarse a alguien enteramente, sin guardarse nada. Yo soy así. Generalmente no me implico en muchos temas pero cuando lo hago, echo toda la carne en el asador. Por eso cuando empecé a escribir me metí en un buen lío porque salió el tema de Eta y eran los últimos años malos, y no pude callarme. Solté todo lo que pensaba sobre esos criminales y quienes les apoyaban. Pero no caí en la cuenta de que estaba en territorio hostil, que muchos de mis seguidores eran de esas personas.

Así que tuve que cerrar mi segundo blog para dejar de darles excusa para soltar sus argumentos. Fue una decisión difícil porque realmente había tenido un éxito inesperado, pero era lo único que podía hacer en ese momento. Después me impliqué más con el aborto y la ideología de género y eso también me trajo problemas, aunque después del anterior ya tenía muchos caparazones y no me afectaba tanto. En mi vida privada también pongo toda la carne en el asador. No sé vivir de otra manera aunque no sea lo más aconsejable.

martes, 9 de julio de 2019

46. En menos que canta un gallo

Yo pensaba que los gallos cantaban sólo al amanecer pero cantan todo el día. Así que en menos que canta un gallo es en un momento, en cualquier momento. Puede que haga referencia también a que Pedro negó a Jesús tres veces antes de que cantara el gallo. Se refiere a un periodo de tiempo muy corto. A mí los últimos veinte años se me han pasado En un suspiro. Es curioso porque cuando era joven parecía que el tiempo no pasaba, y cuando los niños eran pequeños que nunca terminarían el colegio, pero todo llega antes de lo que te esperas.

El paso del tiempo es algo muy relativo. Me acuerdo cuando era niña de aquellos veranos inacabables y ahora resulta que empiezas julio y al poco estás acabando agosto. Supongo que la diferencia está en la actividad. Cuantas más cosas haces más rápido se te pasa el tiempo. Sin embargo, cuando me voy de viaje siempre me parece que ha pasado más tiempo del que realmente ha sido. Será por estar fuera de casa. Yo prefiero que el tiempo pase lentamente. Por eso procuro no hacer muchas cosas a la vez. Si no, me da la impresión de haberlo perdido. Al contrario de mucha gente.

lunes, 8 de julio de 2019

45. El mundo es un pañuelo

Otra expresión muy habitual que significa que el mundo es más pequeño de lo que parece porque es fácil encontrarse a personas o situaciones conocidas en el sitio más inesperado. Nosotros hemos encontrado compañeros de trabajo de mi marido paseando por Tenerife y en el puente de Brujas (que por cierto se dice Brücke y significa puente). Desde luego encontramos españoles en todos los lugares que visitamos porque ya se sabe que en España nos encanta conocer el extranjero. Yo creo que es una virtud, así como la facilidad para emparejarnos con gente de fuera.

Creo que los españoles en general no somos racistas porque nos encanta ver otras culturas y ya digo, no tenemos ningún inconveniente en mezclar la sangre. Parece algo muy normal aquí pero no es tan habitual en otros países del mundo. De hecho hispanoamérica está llena de mestizos por esa razón, mientras que en EE.UU. apenas había hasta hace un siglo. El mestizaje es positivo siempre que no acabe con la cultura original que lo empezó. La riqueza del mundo está en sus culturas, aunque eso no debería estar reñido con la civilización.

sábado, 6 de julio de 2019

Consecuencias médicas de la homosexualidad


Kathleen Melonakos
AddThis Sharing Buttons
Share to WhatsAppShare to Más...
Una enfermera norteamericana que trabajó durante años en el hospital de la facultad de medicina en la Universidad de Stanford en California (Estados Unidos) publicó recientemente un revelador ensayo donde señala cómo se ha venido ocultando, por razones ideológicas, las graves consecuencias para la salud individual y pública de las conductas homosexuales.
El artículo, publicado en español por el Comité Independiente Anti-SIDA, fue escrito por la enfermera profesional Kathleen Melonakos, quien revela lo que ha observado en el mundo de la salud 30 años después de la controvertida decisión de la Asociación Psiquiátrica Americana (APA) de suprimir la homosexualidad como patología, cediendo a las presiones de los grupos militantes homosexuales.


"Trabajé como enfermera durante varios años en los ochenta y noventa en el Centro Médico Universitario de Stanford, donde pude ver algo del daño que los homosexuales hacen a sus cuerpos con algunas de sus prácticas sexuales", dice el artículo.
"La co-autora de mi propio libro de referencia médica, Saunders Pocket Reference for Nurses, era la jefa del departamento de cirugía en Stanford. Estoy segura, a la luz de mi experiencia clínica, y como consecuencia de haber hecho considerables estudios sobre ello desde ese momento, que la homosexualidad ni es normal ni benigna; más aún, es una adicción letal de conducta, tal como subraya el Dr. Jeffrey Satinover en su libro ‘Homosexualidad y la Política de la Verdad’," escribe Kathleen Melonakos.
"Por lo que yo sé, no existe otro grupo de personas en los Estados Unidos que muera de enfermedades infecciosas en sus cuarenta y tantos años, que el de los que practican la homosexualidad. Esto, para mí, es trágico cuando sabemos que la homosexualidad puede ser prevenida en muchos casos, o sustancialmente sanada en la edad adulta cuando existe suficiente motivación y ayuda".


Según la experta, las enfermedades a las que los homosexuales activos son vulnerables pueden ser clasificadas como sigue: Enfermedades clásicas transmitidas sexualmente (sífilis); enfermedades entéricas (infecciones de especies Giardia lamblia, -‘enfermedad del intestino gay’-, Hepatitis A, B, C, D y citomegalovirus); trauma (que tiene como consecuencia incontinencia fecal, hemorroides, fisura anal, edema penil y el síndrome de inmunodeficiencia adquirida SIDA).
"Mi pregunta principal es: ¿Por qué la homosexualidad no es considerada un desorden simplemente por sus consecuencias médicas? Muy simplemente, una persona objetiva, que tan sólo mire las consecuencias de estilo de vida de la homosexualidad, tendría que clasificarla como algún tipo de patología. ¿Conduce o no a una vida dramáticamente recortada? Los estudios dicen que sí, algunos hasta el 40%, siendo el estudio Cameron sólo uno de otros muchos estudios que sugieren esto. Tomados juntos, estos estudios establecen que la homosexualidad es más mortal que el tabaco, el alcoholismo o la adicción a las drogas".


Según la enfermera, lamentablemente "hay un elemento de negación, en el sentido psicológico, de lo que las enfermedades relacionadas con el mundo homosexual realmente significan".
"Existen razones sin ambigüedad –agrega la experta– para pensar que la homosexualidad en sí produce deterioro generalizado en la efectividad y funcionamiento social. Sí de hecho es una adicción letal, y los muchos estudios que documentan los patrones de conducta son correctos (muestran patrones compulsivos de promiscuidad, sexo anónimo, sexo por dinero, sexo en lugares públicos, sexo con menores, drogas concomitantes y abuso de drogas, depresión, suicidio), para que la APA discuta que estas características no constituyen un ‘deterioro de efectividad o funcionamiento social’, extiende los límites de la plausibilidad. Discutir que la muerte temprana no constituye un ‘deterioro de efectividad o funcionamiento social’ es absurdo".
 https://www.aciprensa.com/noticias/experta-norteamericana-revela-homosexualidad-no-es-normal-ni-benigna

viernes, 5 de julio de 2019

44. El ahorro del perejil

Sin duda alguna la expresión preferida de mi madre. Ser el ahorro del perejil es algo complicado de explicar. Significa que estás ahorrando en algo que no tiene valor porque te lo dan gratis. Es como si no pides azúcar con el café, da igual porque no te lo iban a cobrar de todas maneras. Se refiere a dejar de comprar o de hacer cosas que realmente no tienen importancia, cuando deberías estar ahorrándote otras cosas más transcendentales. Por ejemplo, si vas al cine el día del espectador y luego te gastas diez euros en palomitas, cosa que es muy habitual.

En eso del menu del cine la gente no tiene medida. Cuando yo era pequeña nos daban un paquetito de cien gramos y estábamos tan contentos. Ahora, cada uno compra un cubo y una bebida de 500 miligramos, no sé si sólo por demostrar que pueden pagarlo, o por costumbre. Pero no es necesario ni sano tomar esa cantidad de refresco y de palomitas. Al final lo de menos viene a ser la película. No sé para qué sirven tantas campañas de concienciación sobre la vida sana, para que luego caigamos en la tentación más cercana. Y eso no es el ahorro del perejil. Es mucho dinero.

jueves, 4 de julio de 2019

43. Dorar la píldora

Me imagino que se refiere a edulcorar la píldora para que te la tomes mejor como decía Mary Poppings. Pero ahora se refiere a Hacer la pelota, es decir a halagar a alguien con el fin de conseguir algún objetivo. Dorar la píldora puede ser toda una virtud para algunas personas como los políticos que necesitan convencer a todos de sus propuestas. Yo siempre he sido incapaz, la verdad. Me hubiera ido mucho mejor si hubiera dominado ese arte tan necesario. Es la marca de los futuros triunfadores, hasta que finalmente es a ellos a quienes les doran la píldora.

Mi citada incapacidad de hacer cumplidos a quien creo que no los merece ha sido siempre un problema. Ya en el colegio había alumnas especializadas en entretener a las profesoras a base de alimentarles el ego, cosa que a mí me molestaba mucho. Ya me aburría yo bastante en las clases para encima perder el tiempo con zalamerías. Luego, claro, los profesores son personas  y algunos se dejaban llevar por sus simpatías a la hora de puntuar, cosa que está muy mal. Así que dorar la píldora realmente no es algo tan inofensivo como pueda parecer.

42. Donde hay confianza da asco

Una frase muy real por desgracia.  Dice la psicóloga que mis hijas me cuentan las cosas malas para desahogarse y luego se quedan tan anchas, y es que es labor de madre esas cosas como aguantar malos ratos. Generalmente cuando se habla con extraños o gente sin confianza los temas desagradables no salen a relucir. Pero cuando es alguien  familiar o muy conocido es fácil que surjan. De ahí la expresión. También se tiene una actitud más respetuosa con aquel al que se conoce poco que con alguien con quien llevas años.

Es fácil que un amigo abuse de tu confianza y te pida más de lo que debe o de lo que esperaría de ti en otro caso. Por eso es importante guardar siempre ciertos límites, aunque pienses que alguien no te la puede jugar. Me temo que nunca conocemos tan bien a las personas como pensamos. La ambición y los intereses personales juegan mucho papel en las relaciones laborales y no se debe Poner las cartas sobre la mesa o Mostrar tus triunfos tan fácilmente o puede que más tarde te arrepientas cuando alguien intente aprovecharse de ello.

martes, 2 de julio de 2019

41. Donde dije Digo digo Diego

Muy enrevesado este dicho que es un juego de palabras. Quiere decir, como Groucho Marx: estás son opiniones y si no te gustan tengo otras. Vamos, que es la palabra de un chaquetero, de alguien que Cambia de chaqueta más que de ropa interior. Claro está que eso se puede entender en una persona particular, pero lo curioso es que a veces es la sociedad entera la que cambia de opinión, influida por los medios de comunicación, que por algo se llaman El cuarto poder, de manera que, si tuviéramos una cámara de video lo bastante antigua podríamos ver a muchos sostener una cosa y lo contrario sucesivamente en el tiempo.

Yo que no entiendo esa actitud, porque si algo soy es firme en mis convicciones, para bien y para mal. No es nada fácil hacerme cambiar de idea más que nada porque tendrían que darme argumentos indiscutibles. Lo bueno es que la historia es cíclica y ya sé yo que antes de morir todavía me dará tiempo a ver otro cambio generalizado de la opinión pública. Mientras no sea para peor... Cuando veo a alguien mayor, a veces me da por imaginar cómo sería de niño o de joven y cuántos cambios habrá atravesado ya su personalidad.

lunes, 1 de julio de 2019

40. Dios los cría y ellos se juntan

Esta expresión también era muy común en mi casa. A veces como equivalente a Siempre hay un roto para un descosido. Otras veces refiriéndose a que la gente con objetivos comunes acaba por encontrarse. Yo no estoy tan segura porque me temo que hay gente que vive muy sola y no encuentra a nadie equivalente, aunque puede que incluso haya alguien a la vuelta de la esquina. Supongo que es más fácil en los pueblos pequeños pero en las ciudades no conocemos a nuestros propios vecinos, así que es difícil coincidir con alguien.

La soledad me ha acompañado desde mi niñez y es algo muy duro de vivir aunque uno se acabe acostumbrando y sustituya a las personas por libros, televisión o animales, por ejemplo. Durante un par de décadas tuve a mis hijos en casa pero ahora empiezo a notar su falta y hacer amigos nunca ha sido mi especialidad. Afortunadamente por lo menos tengo este espacio donde comunicarme, porque si no creo que acabaría como esos pobres locos que hablan solos por la calle. La soledad elegida es agradable, pero impuesta es terrible.


domingo, 30 de junio de 2019

Por qué no me gusta el orgullo gay

La verdad es que reconozco que me siento desubicada porque estoy acostumbrada a que me insulten e incluso me amenacen por mis ideas, pero no a que se disculpen por haberme molestado. Creo que algo así se merece una explicación por mi parte. ¿por qué no me gusta el orgullo Lgbt?.
En la historia de la humanidad que tiene unos diez mil años, ya entre los antiguos judíos se consideraba que ser homosexual era una desviación del comportamiento normal de la persona. Hace dos mil años San Pablo dejó claro en sus escritos que se consideraba un pecado.

Es bien sabido que los gays y lesbianas son personas que están demasiado apegadas al padre o a la madre, o bien gente que les gusta probar un poco de todo porque viven en un ambiente muy liberal. El complejo de Edipo y Electra explica perfectamente lo que se conoce por disforia de género. Así ha sido hasta hace apenas veinte años, un suspiro en la historia. ¿Estaban equivocados todos nuestros antepasados desde Adán y Eva?. O somos nosotros los equivocados. Parece mucho más probable.

Es cierto que en etapas de decadencia algunas civilizaciones, como la romana o la griega han admitido la homosexualidad, al igual que toda clase de prácticas sexuales, incluida la pederastia. No creo que sea algo a imitar. Por otra parte, en la mayor parte de Asia, África y Oceanía también se rechaza este comportamiento. Especialmente en los países musulmanes y los antiguos comunistas, que curiosamente en cambio como partido dicen defenderlo. Una gran contradición de nuestros tiempos como tantas otras.

En resumen, la homosexualidad y sus derivados no son algo aceptado por la mayor parte de la humanidad ni lo han sido en absoluto a lo largo de la historia. Únicamente ahora se está intentando que lo hagamos, debido a intereses mundialistas empeñados también en el aborto y la eutanasia, con la intención de disminuir la población quién sabe con qué oscuros fines de supremacía mundial. No rechazo a las personas que tienen esta inclinación. Rechazo la inclinación en sí porque pienso que es contraria a la naturaleza y porque perjudica a la familia natural.

viernes, 28 de junio de 2019

Pamplinas y el orgullo Lgbt

A veces me pregunto si los periodistas nos manipulan o son ellos los que se dejan manipular por los medios. Esta mañana he oído a un señor mayor que yo decir que nunca había pasado tanto calor en toda su vida. Pues en donde yo vivo no hemos llegado a los cuarenta grados... y no sé dónde estaría él hace años cuando a las nueve de la noche aún no se podía salir a la calle. En la televisión han dicho que el año pasado murieron quince mil personas en la ola de calor. Estaría la calle llena de cadáveres... ¿No sería más bien que murieron porque les tocaba en esas fechas?.

Es muy fácil decir lo que quieres decir aunque no sea cierto. Y en la Razón, nada menos, me salen con que el orgullo gay es beneficioso para la sociedad. No sé si han visto las fotos, pero a mí un señor con un cucurucho en el pene no me beneficia nada. Perdón por lo de señor. La sociedad se está volviendo loca. Una cosa es la tolerancia y otra decir que lo blanco es negro y viceversa. Ni las temperaturas han subido tanto, ni es algo que no haya ocurrido antes muchas veces, ni ser gay es lo normal. La historia de la humanidad no empezó antesdeayer...

jueves, 27 de junio de 2019

39. Despacito y buena letra

Siempre recordaré una monja profesora que tuve a los siete años que me enseñó el valor del trabajo bien hecho. Tenía un sencillo método que consistía en guardar las mejores fichas de los alumnos en un archivador especial. Y claro, todos queríamos que nuestras fichas estuvieran allí. Lástima que con el tiempo se me olvidaron esas buenas intenciones, pero ahí aprendí el placer de la escritura. Cuando empecé a trabajar de secretaria me di cuenta de que ese ideal de hacer las cosas despacito y con buena letra no es viable cuando tienes un plazo estrecho para entregar el trabajo.

Fue una de mis primeras desilusiones, ya que yo pretendía dosificar las tareas para poder hacerlas todas bien y acabé haciendo todo a la vez y regular. Es lo que pasa al ser la única secretaria de la oficina. Como más tarde no tuve ya ocasión de enmendar ese error, al menos en mi casa procuro organizarme para hacer todo lo mejor posible sin tener que dejar tareas acumuladas. Pero como mi energía física y mental no da para mucho, no es raro, la verdad, que las cosas se vayan atrasando. Al menos procuro que los alimentos no se estropeen porque no me gusta tirar comida.

miércoles, 26 de junio de 2019

38.Dejar la fiesta en paz

El sentido es claro. Sirve para cortar una discusión. Se usaba mucho en mi casa de pequeña porque éramos cinco hermanos, mis padres y mi abuelo. Hoy en día eso parece una multitud y antes era lo normal. Así que ahora, cuando los jóvenes quieren tener su propio coche, su móvil de última generación y su ordenador sin trabajar; yo me acuerdo de que compartíamos dos toallas en el cuarto de baño, la ropa pasaba de un hermano a otro y los libros de texto igual. Hasta los dieciséis años no empecé a tener ropa propia y eso porque ya no tenía la misma talla que mi hermana.

Aunque mi padre era ingeniero de caminos, existía ese sentido de austeridad y era habitual en todas las familias. Mis tres hermanos dormian en literas en un cuarto y les salían los pies de la cama porque eran altos, igual que los tres hermanos mayores de mi marido; y a nadie se le ocurría decir si eso era justo o no. Ahora dicen que no pueden tener más de dos hijos porque no tienen más habitaciones en la casa. En el coche nos llegamos a montar seis y el perro, que era un setter grande. Ahora si pides un taxi para cinco sólo te cogen en un monovolumen. Es otra mentalidad. El problema va a ser cuando estos jóvenes no puedan mantener su tren de vida.

martes, 25 de junio de 2019

37. Defenderse como gato panza arriba

Cómo ya sabéis en casa tenemos un gatito al que queremos muchísimo. Así que os puedo asegurar que un gato se defiende de pie, no tumbado. Cuando un gato te muestra la tripa es una señal de confianza porque es su parte más vulnerable. Eso sí, si le mimas no puede evitar echarte las zarpas como movimiento instintivo de defensa. Por eso los dueños de gatos siempre vamos con arañazos.  Volviendo al dicho defenderse de ese modo viene a ser como sentirse acorralado y sacar todas las armas disponibles. Sucede cuando te sientes atacado por varios flancos.

Cuando entré en este mundo de los blogs, hace ya más de trece años, era todavía muy inocente, pero enseguida tuve que aprender a defenderme como gato panza arriba. Especialmente cuando tocaba los temas de la ideología de género, que ya ha sido tan aceptada en nuestra sociedad. Empecé por el aborto, negando el derecho de la madre de matar a su hijo; seguí con la homosexualidad, negando su normalidad y el derecho de adoptar niños. Finalmente, surgieron multitud de temas controvertidos lo cual me convirtió en blanco fácil; pero afortunadamente lo peor de esa etapa ya pasó. Ahora al menos he encontrado interlocutores que saben debatir con respeto.

lunes, 24 de junio de 2019

36. Decir algo por activa y por pasiva

Este dicho me gusta porque he estudiado gramática en varios idiomas. Se trata de decir algo de todas las maneras posibles. La expresión es más bien: te lo he dicho ya por activa y por pasiva, y es muy típico de los padres a los hijos. Por ejemplo cuando les pides que recojan el cuarto o que vuelvan a una hora fija. Afortunadamente llega un momento en que ya no hace falta que se lo digas, porque o bien ya te hacen caso o bien no te lo van a hacer nunca, porque ya son mayores para decidir. Es un descanso no tener que ejercer más de madre sargento.

Sin embargo, eso no significa que no tengas que seguir dando tu opinión aunque les moleste. Es deber de madre especialmente seguir tutelando a tus hijos toda la vida. Sin pasarse. Como siempre digo en un término medio, pero que sepan lo que piensas. Y si les molesta que se lo digas, pues te toca cargar con el papel de mala de la película, pero así es el cargo de madre, vitalicio y sin descanso. Por activa y por pasiva también implica directamente y de forma más indirecta, es decir con más mano izquierda, insinuando las cosas más que decirlas.

domingo, 23 de junio de 2019

Sobre la ideología de género

El homosexual no nace, se hace



https://www.facebook.com/781762595263715/videos/1294073010752204/